21 de octubre de 2011

Pasión por Emprender


Si alguna vez han sentido pasión por algo es posible que entiendan este post.

Con las pasiones uno no se aburre jamás; sin ellas, se idiotiza.” – Stendhal

Puede ser un hobbie, una persona, el arte, una ideología política o un equipo de fútbol, la pasión se encuentra en cada momento de nuestras vidas; sin ella, ¿qué seríamos?
Los grandes negocios fueron cimentados bajo un puntal lleno de pasión; sea la pasión por lo que se está emprendiendo o, por simplemente, ser mejores, la pasión es ese fuego interno que nos hace tener fuerza sobrenatural en situaciones que otros doblegarían fácilmente.


Hay personas que tienen la pasión por adquirir conocimientos, por llenar de sabiduría su cerebro y no descansan hasta aprender todo lo que les sea posible, es una pasión por ser sabio o por no ser idiota, pero es una pasión.

Ahora, así como existen hinchas de equipos de fútbol que transpiran pasión durante los partidos (e incluso sin ellos), también existe la pasión por emprender.

-          ¿Es posible? Pero a quién le gustaría estar meses encerrado, buscando la manera de plasmar su idea en papeles para que un generoso inversionista se decida a motivarlo económicamente.

Hablemos de emprendimiento: ¿Qué es para ustedes?

Aquí podrán ver las mejores definiciones en pocas palabras y luego la mía:

-          Concepto: capacidad de una persona para hacer un esfuerzo adicional por alcanzar una meta u objetivo.

El emprendedor es aquella persona que está dispuesta a sacrificar lo necesario por una meta, a la que seguirá con pasión durante el trayecto de su logro.

Un emprendedor nunca dice que no, un emprendedor no merma su rendimiento por un “pero” o una crítica.

El emprendedor se equivoca 10000 veces antes de encontrar la manera correcta de hacerlo.



Un emprendedor tiene sed de triunfo, sus logros le saben a soda: refresca su sed, pero el azúcar lo lleva a querer más.

Un emprendedor no se rinde ante los embates de la vida, no se amilana ante nadie, pelea incansablemente por su objetivo; un emprendedor no deja que nadie decida por sobre sus ideales.



“El ingrediente crítico es bajar el trasero y hacer algo. Es tan simple como eso. Mucha gente tiene ideas, pero pocos son los que deciden hacer algo al respecto ahora. No mañana. No la próxima semana. Pero si hoy en día. El verdadero emprendedor es un hacedor, no un soñador” Nolan Bushnell, fundador de Atari


Un emprendedor mantiene viva la llama, no deja que el tedio y el aburrimiento se apoderen de su empresa y, menos, de sus empleados.

Un emprendedor inspira, mentiene en vilo a sus seguidores; no sólo ilumina sus ojos sino que enciende el de los demás.

Un emprendedor no sólo es un ferviente soñador sino también un hacedor incansable.

Un emprendedor sabe cómo trabajar en equipo y, si no sabe, aprende.

Un emprendedor es el forjador de su propio destino, hace lo que le apasiona y piensa en los demás.

A un emprendedor apasionado no lo mueve el dinero; el dinero es tan sólo una recompensa extra.
Un emprendedor no es un inventor de ideas, un emprendedor estudia cómo lograr que un producto llegue de una forma más eficiente al cliente.

El emprendedor es aquel que se sitúa un paso adelante del tiempo. Es aquel comparte su éxito y mezquina su fracaso.

Si te sientes aludido por varias palabras de este artículo es porque realmente eres un emprendedor; no importa la razón, sólo importa el fuego interno que te mueve a alcanzar tus metas.



Para un emprendedor, emprender está estrictamente ligado a su forma de ser, a su filosofía de vida, a sus pensamientos,  sus metas y planes futuros. Emprendedor es aquel que, trabajando para otra compañía, no puede dormir pensando cómo hacer para fundar la suya.

Emprendedor es aquel que succiona todo el conocimiento posible a las personas con las que tiene contacto y aprovecha cada vivencia para su propio beneficio y aprendizaje.

“No tiene tanto que ver el qué emprender sino el cómo hacerlo – Andy Freire

Los emprendedores no aceptan un “no” por respuesta, nunca. Jamás.

El tamaño de los sueños determina lo difícil de tus metas

Definitivamente, el emprendedor debe tener siempre los ojos bien abiertos; hay que estar prestos a reconocer las oportunidades de un mercado que no para de dar señales.

El que no emprende es porque no quiere. Punto.

Un emprendedor es aquel que tiene como hobbie soñar y ponerse metas muy altas, ilusionarse con sus proyectos, trabajar incansablemente. 
Un emprendedor no tiene un proyecto en mente, tiene diez proyectos en mente, y quiere emprenderlos todos al mismo tiempo; no quiere demorar mucho tiempo con ninguno, no quiere perder terreno.



En fin, un emprendedor es quién observa, planea y ejecuta.



Si piensas en algo al leer este post, no lo calles, ¡coméntalo!


Pd: dejo la interesante entrevista a Andy Freire, Co-Fundador de Officenet, en Argentina. Entrevistado en MATERIABIZ. Cadena de 7 videos.
http://www.youtube.com/watch?v=tNHFw4o9NM0&feature=results_main&playnext=1&list=PLE383AFC3788B3F71



0 comentarios:

Publicar un comentario

Loading...
 

¡Vivir para emprender! Design by Insight © 2009